miércoles, 17 de junio de 2015

Una de Cal, otra de arena

Una de Cal, otra de arena sin duda.
Las primeras noticias de nacimientos en el Pirineo se han hecho públicas.
Las osas, como siempre recelosas, protegen a su descendencia sobre todo durante los primeros 10 meses de vida, cuando son más débiles ante las amenazas externas de allí que entre salir de la osera en abril y ser localizados por primera vez, puedan transcurrir 2 o 3 meses.
En este caso se ha localizado una cama de 3 esbardos.
Por lo general suelen nacer 1-2 por camada.
La existencia de 3 oseznos demuestra la magnífica conservación del Pirineo y las buenas expectativas que la especie parece encontrar en nuestra cordillera.
La parte negativa se resume en que, un año más, el gobierno galo ha pospuesto el plan para liberar una hembra en la población occidental pirenaica donde 2-3 machos andan aislados, prácticamente sin comunicación alguna con los 28-33 que sobreviven en la población central-oriental.
Esperemos surja algo de sensatez al respecto.

1 comentario:

Jordi Musardó Domínguez dijo...

Francia, y en concreto el Béarn, no quiere osos en esa zona. Lo han dejado claro por activa y por pasiva. Lo mejor que podrñía pasar es que Neré y Cannelito decidiesen, de moti propio, autotrasladarse en dirección a la población central, donde encontrarían hembras y un hábitat igual de favorable del que ahora mismo tienen. Neré ya hizo, recordemos, el viaje en dirección Oeste.....
Por otra parte, la población occidental ( los dos machos mencionados ) está condenada a desaparecer. No hay hembras, y cualquier dia, un "accidente de caza como el que acabó con Cannelle, Claude, la Gaffe, etc. nos dejará sin la presencia de estos formudables animales. No podremos decir que no estábamos avisados......